martes, 20 de febrero de 2007

Historias de Sexto Grado. Tercera Parte: La Cartuchera Rosa.


Nos encontrabamos en casa de Flopi, celebrando su cumpleaños. Estabamos en la sala. Algunos chicos escuchaban música, otros charlaban, otros tomaban coca-cola.

Además de gustarme mucho, Santiago, junto con Fabián, era mi mejor amigo de los varones. El decía lo mismo de mí y por eso era frecuente que charláramos mucho. Nos gustaba apartarnos de los otros y contarnos cosas. A veces hablábamos de música, de historias de terror o de nuestras familias. Santiago solía decirme que tenía una prima en La Pampa que se parecía mucho a mí."Luli!! Sos igual a mi prima!!!", solía decirme en cualquier momento de cualquier conversación, mientras me sonreía con esa boquita roja y le brillaban eso ojitos tan dulces... Nos reíamos mucho juntos. Nos comprendíamos bien.

Recuerdo que yo estaba preocupada por la conducta de Fabián. Algún buchón había esparcido la noticia de que Fabi gustaba de mí, y por eso este compañerito había comenzado a evitarme. Algunos de los varones del grado lo gastaban y escribían “Fabi y Luli” en el pizarrón. Y el pobre Fabi, salía como disparado a borrar pizarrones, todo colorado, todo enojado, todo humillado. También habían inventado alguna cancioncita burlona…

Tato y yo nos apartamos de la sala y nos sentamos en las escaleras de madera para charlar tranquilos.
Tato: Sí, Luli, Fabi gusta de vos, pero no quiere que los chicos lo carguen. Por eso no te habla mucho, le da cosa. A vos no te gusta Fabi ¿no?
Luli: Nooooo, es mi amigo. Yo le dije que no les creí a los chicos que lo cargaban, pero igual…
Tato: ¿Te gusta alguien del grado?
(¡Qué hermosa mirada la de esos ojitos de dulce de leche asomando bajo el flequillo negro!¿Cómo olvidarla?)
Luli: (mentirosaaaaaaaa) Eh…No, no me gusta nadie.(¿cómo pudo tragarse esa mentira? Muejeje…)
Tato: Ah, me imaginaba.
Luli: Santiago, ¿a vos te gusta Flopi?
Tato: No, no me gusta Flopi. Me gusta alguien del grado, alguien que vos conocés bien, pero no puedo contarte.
Luli: Pero Santiago, yo no le voy a decir nada a nadie.
Tato: Eso ya lo sé. Pero no puedo decírtelo. La conocés. Si pudiera te lo diría…

Alguien nos interrumpió, algo sucedió, no lo recuerdo bien, pero creo que era el momento de la torta de cumpleaños.

En el aula nos sentábamos en grupos. Nuestro grupo se llamaba los + ti K2 (“Los masticados”, jejeje…tal era nuestra afición a los chicles…). Eramos seis: Mariana, Flopi, Juan Manuel, Alejandro, Santiago y yo, agrupados de común acuerdo. Era notable lo bien que nos llevábamos todos. Compartíamos tareas escolares y nos ayudábamos los unos a los otros. También estábamos siempre o casi siempre juntos en los recreos y era mandato oficial el compartir golosinas. Si alguno del grupo compraba, debía alcanzar para todos. Como diría el Che Guevara: “Si no hay café para todos, no hay para nadie”.

Mariana tenía una cartuchera rosa. La recuerdo como si la viera ahora. Tan lisita y limpita como era esa cartuchera, no tardamos los + ti k2 en llenarla de nuestros autógrafos…Ya tenía varias firmas estampadas cuando, un día cualquiera la agarra Santiago… Con su letra inconfundiblemente prolija e imprenta escribe “LULI TE AMO”. Vi lo que escribía y se me paralizó el corazón, o más bien me empezó a latir a 1000 km por hora, o más bien…las dos cosas, en ese órden.

Guau!!! Era la primera vez que alguien me decía semejante cosa. Qué bien se sentía. Cuánta felicidad y cuánta gratitud sentí en ese momento. Qué maravilloso el sentimiento que me invadía en ese instante silencioso y único.

Yo estaba sentada frente a Tato, en diagonal. Mariana no estaba. Flopi estaba al lado mío, mirando lo que mi amigo escribía. Fingí no verlo. Cuando escuché la voz de mi amiga Flopi que le decía: “te vi, Santiago.” Yo miraba para abajo. Estaba en silencio, pero mi corazón era una fiesta. A Tato parecieron no importarle las palabras de mi mejor amiga. Por toda respuesta, colocó la cartuchera nuevamente en el escritorio de Mariana y volvió a hacer lo suyo, a sentarse en su lugar. Al salir al recreo, y cuando vi que todos se habían alejado, tomé la cartuchera rosa y justo debajo de la declaración de mi amigo escribí: GRACIAS!!!!!

Continuará….

7 comentarios:

Bibliotecariasensual dijo...

hay Luli, que lindo esto. Nunca en mi vida, me han escrito que me amaban, es hermoso que te haya pasado esto... algún día, aún espero que me escriban tal declaración, en cualquier lugar... lo atesoraría como atesoras este recuerdo hermoso..

M@rcelo dijo...

Ay...qué tiempos esos! Tiempos que lamentablemente no volverán. Por qué hay que crecer tan de golpe? La niñez tendría que durar unos años más. Esos secretos de los que hablábamos el otro día...el "gusta tuyo" aquél tan famoso. A veces nos traía satisfacciones, otras veces era mejor no saberlo, jajaja! Los rumores,las versiones, las gastadas, era tan lindo...
Los mensajes en los pizarrones, las canciones o frases que enseguida se armaban, o las cartitas!!! Aquellos "cuadernos de la amistad" donde muchos confesaban sus amores secretos o esos odios quemantes.

Se me vinieron a la cabeza las cartitas de una compañerita de primer año, en la primaria. Jajaja! Me acuerdo porque siempre me gastaron con eso en casa. Me las encontraron en la cartuchera y en los bolsillos de la túnica. A esa chica, Yessica, no la vi nunca mas en mi puta vida. Creo que se fue para Argentina, no sé...Al igual que la otra que te había contado, esta tampoco salió en ninguna foto, porque cuando sacaron las fotos del grupo ella no faltó. Recuerdo y me sorprende, que por esos días ella faltó mucho, había metido un pie en los rayos de la moto...recuerdo también que era morocha, tenía el pelo bien oscuro y se hacía una trenza...Íbamos juntos en la misma camioneta escolar, así que un día supe donde vivía.

Che Luli, si pasás por el kiosco me traés un Flin Paff??? :)

Einstein dijo...

Gracias? Gracias? Qué hay del amor correspondido!! Je,je
Linda historia, ché...

Mahatma dijo...

Uh! dónde estará ahora esa cartuchera rosa... Qué emocionante estuvo este capítulo! veremos cómo sigue.

Alejandra dijo...

2 cosas...
Sergio y yo empezamos asi en 3° de la secundaria, alla por el ´81 cuando un ocmpañero me preguntó quien me gustaba, pero... esa es otra historia...
y ¿como ¡GRACIAS!?
Era "YO TAMBIEN"
Beso
Ale

Luz dijo...

Ay Ale!!! jejeje ya vas a ver por qué fue ese "gracias"...en el próximo episodio...jiji...
Por Diossss contáme cómo fue tu historia con mi tío Johnny Sergio
Bravo En el 81?? El año que yo nací!!! jejeje ¿Miralo vos al galán de San Miguel? jejeje.
Besos!!!
Y besos a Biblio, Marce, Alfred y Mahatma también, por no cambiar de canal...jejeje

M@rcelo dijo...

Uno hace zapping, pero siempre termina volviendo a lo que le gusta...Esta historia se lleva todo el rating por estos días!!!
He hablado varias veces contigo después de leerla y siempre me olvido de decirte lo hermosa que me parece...
Sigo a la espera...